Stockagile SaaS para la gestión de tiendas, hemos decidido cambiar el azul de su logotipo por diferentes colores vivos. Esta es la novedad más llamativa de la nueva identidad visual.

Se produce un cambio, que justifica una revisión del posicionamiento estratégico de la marca y, como consecuencia de ello, de la identidad visual.

A esta renovación de imagen se suma al avance que queremos dar, que tratará de dar más visibilidad a la empresa y canales de marketing.

EL LOGOTIPO

Observamos la evolución de la identidad anterior garantizando una marca sólida potenciando los valores de calidad, agilidad, orden/control, modernidad e innovación.

El logotipo se modifica para incluir más con un deseo de transmitir la idea de stock que siempre ha estado presente en el branding. Queremos que nuestro cliente lo perciba con lo que se quiere transmitir.

LA TIPOGRAFÍA

Se emplea otra tipografía, Silka, se define como elegante, muy legible y moderna, minimalista que refuerza la gráfica corporativa que utiliza la geometría.

Una construcción que refuerza los valores de la marca. Resalta la letra A en mayúscula dónde queda substituida por una a minúscula, ya que su legibilidad era menor a la de las otras.

LOS COLORES

Los nuevos colores corporativos del logotipo se modifican sobre todo para dar más visibilidad, notoriedad y reforzar su branding. Ayuda en la combinación de los diferentes soportes y jugar con estos.

La apuesta por la nueva paleta de colores se debe a los múltiples sectores que la empresa dedica sus servicios, desde moda pasando por ferretería a animales, se busca la diferenciación en el sector.

La apuesta por diferentes colores se debe a que, desde la empresa, se considera que es son más visible: Se mantiene el azul corporativo añadiendo una nueva paleta de colores secundarios dando versatilidad y dinamismo, afirma Manuel, diseñador UX de Stockagile y creador de la nueva identidad visual.

.